Blogia
Rubenvirtual... Bitácoras del pensamiento

Ir al estadio y… perder

Fui al estadio Universitario de Caracas en tres oportunidades que me brindaron y justo en una final en donde mi equipo Leones del Caracas, se midió contra los Tigres de Aragua. Veamos que ha significado tamaña experiencia…

 

He ido en tantos años de afición por el beisbol y particularmente mi pasión por los Leones del Caracas algunas veces al estadio, a ver en directo al deporte que apasiona masas enteras de seguidores en Venezuela. Desde pequeño (Estimo unos 9 años) soy seguidor del Caracas. Uno de niño, se toma su tiempo en entender al beisbol que es un deporte que tiene un período largo de comprensión dada la enorme cantidad de variantes y estrategias que lo componen. De hecho; Lo jugué tímidamente en ocasionales “caimaneras” y nunca olvido episodios en donde fue héroe pero mas comúnmente… villano.

Una vez que te subyuga, viene el tema de… ¿A qué equipo ir? Tal motivación es ineludible pues todo el mundo ¡Le va alguien! Es así desde siempre, no es el deporte en donde lo disfrutas manteniéndote inerte.

Entonces, decidí con absoluta convicción irme por los Leones del Caracas siendo ese niño. Mi padre me llevó al estadio una vez a jugar contra la Guaira y aun recuerdo que ganamos algo como 6-2 (Cosa rara) y aun pese a su persuasión (Y la lástima que me inspiraba su lánguido equipo) no flexioné. Creo que ver tanta felicidad, tanto éxito, tantas victorias en la prensa, TV y en todo lo que me rodeaba me impregnó ¡A los leones voy!

En adelante, más nunca soltaría mi pasión por este equipo.

Y si bien las espaciadas veces que fui al estadio, lo hice para verle ganar, en esta oportunidad fue para verle perder.

Tres partidos en Caracas de cuatro que hubieron. Pizarras de 11x2, 10x6 y 7x3 en el juego final. Realmente duro, muy duro.

Ir al estadio es vivir la unión de miles de almas como tu, unos más exaltados y furibundos. Es comer y tomar como un desaforado, brincar, gritar, cuestionar jugadas y para los fervorosos insultar al rival, desgañitarse la garganta diciendo cualquier barbaridad.

Perder forma parte de ganar. Pese a la “generalizada” felicidad de aquellos fracasados de todos los equipos que dejamos en el camino, la realidad es que Tigres fueron mejores y punto. Pero volveremos a ganar… Como ha ocurrido en estos 30 años de vida apasionada por mi divisa en donde numerosas veces he disfrutado esa sensación.

¿Cuántos fanáticos de otros equipos pueden decir lo mismo?

Saludos y el video habla de las emociones de tres amigos en el sexto juego de la final como también de la mía propia confiando en que “Hoy nos titulamos”

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres